MASCARILLA CON ARÁNDANOS FRESCOS

Esta receta para hacerte una mascarilla con arándanos frescos, te ayudará a limpiar los poros en profundidad, además de aportarte antioxidantes que regenerarán tu piel. Equilibra, desinflama y calma, dejando la piel fresca e iluminada.

 

INGREDIENTES

 

ELABORACIÓN

  1. Cocina al baño maría el aceite de coco, sin que llegue a hervir

  2. Coloca en el vaso de la batidora los arándanos, la arcilla verde, la harina de arroz, el yogur natural y el agua de rosas

  3. Añade el aceite de coco líquido y bate hasta conseguir una textura de mascarilla facial

 

 

Aplícate la mascarilla de arándanos frescos durante 20 minutos y retírala con agua templada. Puedes utilizarla cada semana :)

Deja un comentario